Archivo para 22 abril 2013

22
Abr
13

La Lista del Mes: Abril – Top 5 de mierdas a consumir en USA

Si es que os gustan más las listas que a un tonto un yo-yo. De este modo, inciamos una sección nueva, cuyo título creo que es suficientemente explicativo. Así que vayamos a ella, sin mayor dilación. Como homenaje a los múltiples viajes que he hecho a este país, os dejo con un Top5 de mierdas que consumir en USA:

1.- Dr. Pepper: La bebida gaseosa definitiva. El sabor de los chupachús Kojak hecho refresco. Empalagoso y adictivo, alguien debería distribuirlo como dios manda en España (se puede encontrar a precio de gasolina súper en Carrefour y en alguna tienda de alimentación con productos de importación).

El refresco de los campeones...

El refresco de los campeones…

2.- Junk Food Burguer: A precios ridículos, McDonald’s y Burguer King, claro, pero también Denny’s, Carl’s Jr , Windy’s, y por supuesto, mi favorita, Jack In The Box. Lo sé, es basura, pero me gusta.

Sigue la señal si tienes hambre... ojo, no tiene presencia en todos los estados...

Sigue la señal si tienes hambre… ojo, no tiene presencia en todos los estados…

3.- Real Burguer: En España, generalmente, para hacer las hamburguesas, al ser consideradas algo así como “comida de poca calidad”, se pica la peor parte de la carne de ternera, aquello que como pieza entera no se vendería nunca. Eso, claro, se nota. Por supuesto, en USA no es así. Aquí se pica un solomillo de 500g y hacen una deliciosa hamburguesa. No es necesario recurrir a una cadena de comida rápida, en cualquier sitio hay un restaurante de hamburguesas tremendas.

1/2kg de ternera...

1/2kg de ternera…

4.- Pepperoni Pizza: El clásico de las pizzas americanas. En NYC se tiene que comer a porciones compradas en un local pequeño de cualquier calle. En California no es así, recordemos que en California no se camina, se conduce. Pero siempre vale la pena.

Podéis comerla por porciones, no hace falta que sea entera, gordacos!!

Podéis comerla por porciones, no hace falta que sea entera, gordacos!!

5.- Sucedáneos de café: Tomar un café en este país es un drama. Agua marrónoscurocasinegra ardiendo y en vaso de papel de casi medio litro. Por lo que lo mejor para ingerir la dosis de cafeína deseada es tomar uno de esos cafés con crema, con canela, con vainilla, con caramelo y con chocolate espolvoreado. Todo junto, o alguno de los ingredientes a escoger. Pero nunca, nunca solo.

Ojo, que si nos ponemos en plan purista, esto ni es café ni es nada...

Ojo, que si nos ponemos en plan purista, esto ni es café ni es nada…

Canciones:

Redd Kross: “You Lied Again”

R.E.M. : “Start Me Kitten”

Spiritual Beggars: “Angel Of Betrayal”

 

 

20
Abr
13

ON THE ROAD AGAIN: SAN DIEGO (y 6)

Esta es otra historia de aeropuertos, aviones y horas que pasan a velocidad de tortuga. Una vez más, y para no perder la costumbre, os escribo desde un aeropuerto. En esta ocasión, desde el lounge de American Airways. Nada, muy flojito este lounge, nada que ver con el lujo y la comodidad de Londres, Frankfurt, Barcelona o, el top de los tops, Doha. Qué queréis que os diga, alguna ventaja debe tener el pegarme estos palizones de viajes, ¿no? Porque os lo digo aquí y ahora, el aeropuerto de San Diego es una basura. Parece ser que está en reforma, y que hay una futura re-apertura anunciada para algún momento del presente 2013. Pero de momento, un triste bar para poder cenar algo, y un Starbucks. El destino es Londres Heathrow, y luego, Barcelona. Pero mi vuelo tiene un retraso de al menos una hora, por lo que las carreras en Heathrow para coger mi conexión pueden ser de órdago…

Esta tarde está todo el mundo enganchado a la televisión, porque parece ser que se ha arrestado al segundo sospechoso, el que escapó vivo, de los atentados de Boston. De hecho, he estado impartiendo un curso, y tenía a uno de los asistentes que se pasaba TODOS los breaks y tiempos muertos viendo la tele a través de su iPhone. Supongo que si alego eso ante el juez, se lo tomará como atenuante y no me castigará severamente por haberle atravesado el occipital con su puto Smartphone. La verdad es que no he estado muy al tanto de los acontecimientos, y no podría decir mucho acerca de qué ha pasado. Llevo toda la semana desconectado de la actualidad, y oye, se vive muy bien.

Mi semana ha estado metida en Roma, no la ciudad, que también, sino la serie. No he oído muchos elogios hacia la misma, pero para mi gusto, está muy bien. Tiene el sabor de los péplums clásicos, pero con el nivel de morbo en forma de sexo y violencia explícita que lo aleja de ser un producto apolillado. No se centra, sin embargo, en el sexo y la violencia, no hablamos de Spartacus. La base histórica es bastante buena y se nota que hay cuartos ahí metidos. Nada de un croma y cuatro sábanas a modo de toga. Estoy disfrutando mucho de la primera temporada.

Y al final, me esperan 10’30h de vuelo hacia Londres, más algo más de 2 horas de Londres a Barcelona. De modo que lo mejor es ejercitar la paciencia y ponerse en modo zen. No vaya a ser que el juez ya no atienda a mis atenuantes. See you tomorrow.

Canciones:

Kiss: “Comin’ Home”

Mötley Crüe: “Home Sweet Home”

Carlos Gardel: “Volver”

19
Abr
13

ON THE ROAD AGAIN: SAN DIEGO (5)

¿Os he comentado que en este lugar se comienza muy temprano a trabajar? A todo se acostumbra uno, eso es cierto, pero tiene sus inconvenientes. Esta mañana estaba a horas intempestivas conduciendo hacia la oficina, escuchando la 101.1 que os comentaba ayer, y ya se sabe, cuando se pinchan oldies, puede pasar que de repente, te encuentres escuchando a Elton John cantando “Candle In The Wind”. Y ahí me tenéis, todo el puto día canturreando, como quien no quiere la cosa, esta dichosa coplilla horripilante. Como mínimo, los de la emisora han tenido la decencia de emitir la versión original, dedicada a Norma Jean Baker/Marilyn Monroe, y no esa ruinosa versión que dedicó a la princesa Diana de los cojones. Que dicho sea de paso, se necesita ser cutre para dedicarle, con toda solemnidad, un tema a tu amiga recién fallecida, y no tienes por más que coger una canción antigua, cambiar cuatro palabritas, y hale, que ya caerá otro palomino. Mal.

No estoy aprovechando mucho este viaje a San Diego, y encima, en esta ocasión no he volado desde Los Angeles, por lo que tampoco puedo disfrutar de mi clásica jornada en L.A. antes de coger mi vuelo de vuelta. Demasiado trabajo, y pocas oportunidades de pasarlo bien. En fin, tampoco pasa gran cosa, porque igualmente tengo que volver en julio por aquí, y para entonces sí que pasaré por Los Angeles, que hará ya un año que no voy por allí.

El otro lado de la frontera...

El otro lado de la frontera…

Hoy he aprovechado la tarde para acercarme al outlet que hay justo antes de la frontera mexicana. De hecho, hoy estaba la tarde soleada y conforme te acercabas a la frontera, se podía ver claramente la primera ciudad del otro lado, un gran cúmulo de bloques y casa que cubren un cerro, donde ahora han izado una enorme bandera mexicana, que se puede divisar claramente desde el lado gringo. Por supuesto, y a pesar de estar todavía en territorio USA, el inglés es completamente innecesario, ya que todo el personal de las tiendas es hispano.

Algunos me preguntan si he cruzado la frontera alguna vez. Pues la respuesta es no, ni pienso hacerlo. En realidad, pasan miles de coches a uno y otro lado, cada día, y desde luego no tendría ningún problema para entrar en el lado mexicano, pero lo último que me apetece es explicarle a un agente fronterizo yanqui, a la hora de volver a USA, que soy un tío que viene de Barcelona, que está trabajando en San Diego, y que ha ido (solo, y en un coche de alquiler) al otro lado de la frontera, y que ahora pretende volver a entrar. Más si ese tío tiene sellos de Arabia Saudí, Qatar o Venezuela en su pasaporte, cosa que siempre es motivo de algarabía en los puestos de control fronterizo de los aeropuertos yanquis. No, gracias.

Canciones:

Red Hot Chili Peppers: “Porcelain”

Portishead: “Only You”

Redd Kross: “Winter Blues”

18
Abr
13

ON THE ROAD AGAIN: SAN DIEGO (4)

Como debería saber cualquier fan del cine ochentero, aquí, en San Diego, se rodó Top Gun. De hecho, muy, muy cerca de donde me encuentro ahora mismo, tanto es así, que varias veces durante el día, se oyen los cazas de guerra sobrevolar a baja altura el cielo. Es una curiosidad que te suelen comentar a menudo. Iceman y Maverick sobrevolando por Miramar. Sí, por Miramar, que aquí los topónimos en castellano son constantes. Estamos francamente cerca de México, y toda esta zona no era sino un conjunto de misiones españolas. Sin embargo, aunque pudiera parecerlo, no hay tanta gente que hable castellano. En realidad, y a pesar que tan sólo unos 30 km nos separan de la frontera, el castellano sigue siendo el idioma del jardinero, del camarero y del que sirve la gasolina.

A menudo se suele criticar el poco interés que tienen los gringos en aprender algún otro idioma más allá del suyo propio. Esta actitud es, sin embargo, poco realista. Hagamos el ejercicio inverso: cuántos compatriotas vuestros saben hablar italiano o alemán, por ejemplo? Nos sale un número reducido, ¿no es cierto? Los gringos, en general, no suelen hablar otros idiomas, sencillamente porque no lo necesitan, ya que todo el mundo que necesite una comunicación internacional, hablará su propia lengua. Así, el aprender otro idioma es, para ellos, una actividad complementaria, pero no necesaria. La mayoría de los que critican este hecho, actuarían igual, de ser posible. Pero no, aprenden inglés, no por gusto o por interés, sino por necesidad, generalmente, laboral.

El otro día tocaba en la ciudad Nick Cave & The Bad Seeds. Yo estaba recuperándome de mi jet-lag. De todas formas, no estoy tan metido en la música del australiano. San Diego, sin tener una escena rockera de renombre, más allá de ser ciudad de adopción de Eddie Vedder (que no nació en San Diego), suele ser parada de las giras americanas de las bandas. En cualquier caso, el gran acontecimiento son los conciertos de la gira de los Rolling Stones que harán en el Staples Center de Los Angeles el próximo mes de mayo. Por si a alguien le interesa, en la 101.1 de la FM local, sortean un par de entradas.

Esto es USA y el rock and roll está presente en el substrato personal general. Escuchaba una entrevista a Keith Richards y decía algo así como que no se había valorado nunca lo suficiente la influencia que ha tenido en el mundo, en la cultura, por supuesto, pero incluso trascendiendo el campo meramente cultural, las música americana. Y el viejo tenía razón.

Canciones:

R.E.M.: “Beachball”

Pat Benatar: “Hit Me With Your Best Shot”

Frank Black & The Catholics: “Men In Black”

17
Abr
13

ON THE ROAD AGAIN: SAN DIEGO (3)

Estos yanquis, cómo les gustan las siglas, las contracciones, y todo lo que sea el simplificar más, si cabe, la pronunciación del inglés. Hoy me he enterado de lo que es U-MASS… para mí, siempre había sido una canción (temazo) de los Pixies, grupo que siempre, siempre hay que reivindicar, se ponga quien se ponga. Pues resulta que U-MASS se refiere, en realidad, a University of Massachusetts, lo cual no deja de tener sentido, siendo Boston la ciudad natal de los duendecillos de Black Francis, o Frank Black, o como se quiera llamar ahora el jodido gordo.

Ay, los Pixies… cómo me gustaría poder asistir a uno de sus conciertos. De acuerdo, ahora sus conciertos son puramente lucrativos, actividades para pagar las facturas mientras soportas a la puta gorda, al Carabobo de las baquetas y al filipino calvo, lo que no deja de tener su morbo, viniendo de un tío como Black Francis o Frank Black o como quiera que se llame ahora, que cesó la actividad de la banda mandando un fax a los que pasaban, automáticamente, a ser sus excompañeros. He tenido varias oportunidades, me dirá el lector avispado, o listillo. Sí, en sus dos últimas reuniones, han tocado en Barcelona. Y por alguna razón de índole personal, todas ellas de muy mal rollo, y que prefiero no recordar, no he podido verles. Una pena, sí.

En fin, parece que el día se ha levantado un poquito mejor por San Diego, y me dicen que el fin de semana promete bueno. Me dejan mucho más tranquilo. Brindaré por su soleado sábado desde mi avión. Pero mientras tanto, por aquí ando, trabajando demasiado.

Hoy, en mi despiste habitual, me estaba fijando en un tatuaje que una de las personas con las que estoy luce en la cara interna de su antebrazo. Es una cruz, con una inscripción, John 3:14-17, que, considerando la cutrez del diseño, le da a todo un aire bastante patibulario. Y aburrido como andaba, me puse a buscar qué decía el evangelio según San Juan, en esos versículos, como para que un tipo se los tatúe:

3:14 Y como Moisés levantó la serpiente en el desierto, así es necesario que el Hijo del Hombre sea levantado,  3:15 para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna. De tal manera amó Dios al mundo. 3:16 Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna. 3:17 Porque no envió Dios a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para que el mundo sea salvo por él.

En fin, me esperaba algo más parecido a lo de Ezequiel 25:17 con el que Jules Winnfield despacha a los tipos a los que va a matar. Pero claro, en realidad, ese versículo que recita el negro, no es real. El de la película es bastante mejor que el de la Biblia. Cine 1-Dios 0. Volviendo al tatuaje de esa persona, me pregunto qué te mueve a tatuarte simplemente la referencia al texto, en lugar de, puestos a tatuar, una de las frases significativas. En definitiva, no todo el contenido de los versículos, pues más bien parecería, en ese caso, el protagonista de “Memento”, pero sí algo más allá que la mera referencia. Cosas veredes, Sancho…

Canciones

Pixies: “U-Mass”

R.E.M.: “Walk Unafraid”

Fu Manchu: “Eatin’ Dust”

16
Abr
13

ON THE ROAD AGAIN: SAN DIEGO (2)

Pues no, todavía no he recibido mi maleta. Me dicen que, en caso de recibirse hoy, sería tarde durante la noche, pudiendo ser tranquilamente a medianoche. Lo cual, con el jet-lag de hoy y considerando que mañana el despertador suena a las 6, es una putada. Y es que esto es la costa oeste, y en general, la gente comienza francamente temprano a trabajar. Es muy normal que haya personas en las oficinas entre las 6 y las 6’30, seguramente debido, entre otras cosas, a que el decalaje de 3 horas respecto la costa este, hace que cualquier empresa que trabaje a nivel nacional, deba comenzar muy pronto, para poder dar un servicio moderadamente temprano a la otra costa. Dicho esto, para mí, es el horror.

Así que esta tarde, y previendo que tal vez mañana me levante sin mi maleta y mis enseres, he tenido que hacer una compra de emergencia, a la salud de British Airways. Y como siempre que voy de compras en este país, me quito el sombrero ante la profesionalidad y lo extremadamente serviciales que son los dependientes de las tiendas. En una tienda de ropa, nada de un establecimiento pequeño, sino en un Macy’s, que es una suerte de “El Corte Inglés”, los dependientes resultan ser realmente de ayuda, y no tienen reparo en atenderte en todo lo que haga falta. Es decir, esa capacidad que tienen los dependientes españoles de desparecer cuando se les necesita, o de tratar de evitar el máximo trato con el cliente, no vaya a ser que se les ayude, aquí no está. Me dirá el lector avispado que esto es debido a que en USA, los dependientes suelen ir a comisión. Pues sí, probablemente ésa sea una de las razones de sus atenciones y parabienes. Lo cual me la trae, sinceramente, al pairo. Sea por interés o no, el caso es que la atención es exquisita. Y no seamos hipócritas, yo soy su potencial cliente, no su potencial amigo, por lo que son amables al ver en mí un número más para acercarse a su objetivo de ventas. Y me parece muy bien.

Por lo demás, hoy ha sido una tarde complicada, el mal dormir ha hecho mella. En estas ocasiones suelo recurrir a la química, y tirar de comprimidos de melatonina, que no deja de ser la hormona segregada para el sueño. Me da la sensación, sin embargo, de que mi cuerpo ya se ha acostumbrado a estos comprimidos, y me proporcionan un efecto demasiado leve. Así que, queridos, os abandono, que me voy al sobre. Mañana más. Y mejor.

Canciones:

My Morning Jacket: “Holding On To Black Metal”

Fun Lovin’ Criminals: “Will I be ready?”

Hooverphonic: “Mad About You”

15
Abr
13

ON THE ROAD AGAIN: SAN DIEGO (1)

La de esta noche (aquí son las 22:08h del domingo 14) será una entrada corta. Leed, leed, y entenderéis el porqué de esta brevedad. En fin, una vez más, vuelvo a la carretera, a los hoteles, a estar más allí que aquí. Y como sé que os gusta, mangurrianes, saber de mí cuando estoy pasando penas por esos mundos de dios, aquí tenéis una nueva entrega. Aparcaremos por unos días los Jitazos Fugaces, los libros del mes y el rock n’ roll. Y vayamos a California.

En esta ocasión, el destino es bueno, no lo negaré, San Diego es siempre un buen lugar al que volver. Y esta vez, sí, pude coger el vuelo Londres-San Diego que tantos problemas me dio el año pasado, casualmente hace casi justo un año de mi odisea con mi pasaporte. En esta ocasión, más allá de un transfer demasiado justo en Heathrow, que provocó alguna carrera por la terminal, llegué, sin mayores problemas que dos palmos de lengua fuera, a mi vuelo.

La llegada fue lo jodido. Más allá de las incomodidades de un aeropuerto mucho más pequeño y menos adaptado al vuelo internacional como es el de San Diego, si lo comparamos, al menos, con LAX, ciertas estructuras eran vergonzosas, y de haberse encontrado en un aeropuerto español, las críticas hubieran sido crueles. Pero ah, sorpresa, al llegar a la cinta de equipajes, mi maleta no está. Se ha quedado en Londres.

Hacía tiempo que no me pasaba algo así. Y en prevención, suelo tratar de embarcar la maleta conmigo, pero pensando en hacer unas compras esta semana, llevé una maleta algo más grande, y decidí, inocente de mí, facturarla. El personal de British Airways, diligente, me comunica que mañana me la traerán al hotel, pero para mí, supone un problema. A pesar de ello, algo sí que hay que reconocerle a British Airways, y es el hecho de que me hayan dado 200USD para comprar algo de ropa y enseres. ¿El problema? Domingo, 20h. Aquí las tiendas abren los domingos, pero no hasta muy tarde.

Al lado de mi hotel hay un centro comercial, y decido darme brío, y probar suerte. Cojo mi coche de alquiler, es ya de noche y encima, está lloviendo. El resultado es que, a pesar del GPS, tomo mal una salida, y me desvío. Cuando me doy cuenta, estoy en una zona residencial, y tratando de hacer una maniobra a demasiada velocidad, me como una isleta, de manera que estreno el tapacubos de mi coche. En ese momento, me doy cuenta de que no voy a llegar. ¿Sabéis ese punto en el que te das cuenta de que no va más y te has de rendir? Pues ése fue mi momento.

Y no os creáis, acabé llegando al centro comercial, pero como sospechaba, todas las tiendas habían cerrado hacia las 19h. Así que aparte de los elementos básicos de higiene, que me han dado en el hotel, mi aspecto para mañana no será muy elegante. Por suerte, esto es Southern California, y las normas de etiqueta son francamente laxas, aquí casi todo el mundo viste “casual” en el trabajo. Lo cual no hace que llevar la misma ropa con la que me he pegado 15 horas de viaje el día anterior sea agradable. En fin…

Canciones:
Crazy Town: “Butterfly”
Soundgarden: “Powertrip”
R.E.M.: “Orange Crush”




abril 2013
L M X J V S D
« Mar   May »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
2930  

Sígueme en Twitter

Categorías