06
Ago
07

Las Tortugas Ninja

De entre todas las modas estúpidas que me interesaron de crío, hay una que me resulta especialmente estúpida. Me estoy refiriendo a una tan bizarra como la de Las Tortugas Ninja. Ok, la historia, o por lo menos la que mi memoria me permite recordar, es la siguiente: un maestro ninja nipón tiene un enfrentamiento con un clan rival, y es obligado a exiliarse a Nueva York. Pero los malos le persiguen allí también. Una vez se esconde en las alcantarillas neoyorkinas, sin embargo, sus rivales dan con él y lanzan residuos radiactivos que le provocan una mutación, y al estar en contacto con las ratas de las cloacas, la muta en una forma de rata gigante. Pero no es el único que sufre mutación. Un niño de la ciudad tira cuatro tortugas por la cloaca, y nuestro maestro ninja las recoge. Y en ellas, la mutación hace que se transformen en una suerte de híbrido entre humano y tortuga. Resignado a no poder salir, a causa de su aspecto, de la cloaca, decide hacer de ello su hogar, y educar a las tortugas como sus hijos, por supuesto, entrenándolas en los artes de ninja. Así nacen las Tortugas Ninja. No me negaréis que es rebuscado. Como solía pasar a finales de los 80’s, se mezclaban una serie de factores que estaban más o menos de moda, et voilà. En este caso, recordemos que en esa época los ninjas estaban de máxima actualidad, gracias a películas como “El guerrero americano” o videojuegos como Shinobi. Si a eso le añadimos el toque de actualidad de los peligros radioactivos y un trasfondo de cómic humorístico, el cóctel está servido.
Por si alguien no lo recuerda, los ninjas eran unos guerreros japoneses que se cubrían la cara con una especie de pasamontañas y la gracia de estos tipos era el ser sigilosos y asesinos fugaces. Lo mejor eran sus armas, especialmente las míticas estrellas ninja que todo niñato de la época quiso tener (y conozco a algún flipado que se las llegó a comprar, a espaldas de sus padres). En esa época los disfraces de ninja suponían todo un hit carnavalero entre la chavalería.

Evidentemente con la perspectiva que da el tiempo, y desde un prisma más o menos lejano, muchas de las cosas que con 10 años te parecían lo más es probable que hoy en día uno se pregunte en qué estaba pensando. Pero es que lo de unas tortugas (por qué tortugas? por qué no gatos, perros o hámsters?) que hacían de ninja es casi demasiado, y que además eran adolescentes. Una de sus grandes “gracias” era el hecho de ser una suerte de superhéroes pero con la actitud adolescente que llevara a algún tipo de identificación de la chavalería con un personaje que sólo pensaba en juergas, en comer pizza y en el rap. No en vano, su título original era Teenage Mutant Ninja Turtles. Brutal.


La película es cutre a más no poder

Fue TV3 quien estrenó la serie de dibujos, y en 1990 apareció la versión para la gran pantalla, con tortugas tipo Jim Henson y un tono más o menos humorística. Por supuesto, la vi de estreno en el (entonces) enorme cine Urgell. La tortuga-manía estaba en la calle, y Bandai lanzaba unos muñecos que anhelé aquellas navidades, las reproducciones de las cuatro tortugas (Raphael, Leonardo, Donatello y Michelangelo), que todavía no sé si por suerte o por desgracia, nunca recibí como regalo. He de decir que los cómics de las Tortugas Ninja nunca gozaron de tanta popularidad como sus reproducciones en tele, cine, juguetes o viedeojuegos. Pero toda historia tiene un final, y a pesar de que la serie fue muy longeva, su fama fue efímera. En 1993 se estrenaba la segunda parte de la película con los cuatro quelonios, que contaba con la actuación estelar y tema en la banda sonora de Vanilla Ice (!!!). Sin embargo, su momento había pasado, y en lo que a mí se refiere, ya tenía 13 años y nada que no tuviera tetas me interesaba demasiado.

No hace mucho, zappeando, vi una nueva versión de la serie de dibujos de las dichosas tortugas ninja. Y me pregunto si a la chavalería del siglo XXI le puede seguir interesando una historia como esta.

Canciones:

The Kinks: “Lola”
Frankie Valli & Four Seasons :”Big Girls Don’t Cry”
Oasis: “Whatever”

Anuncios

11 Responses to “Las Tortugas Ninja”


  1. 07/08/2007 en 08:57

    Pues yo tambien era “seguidor”, pero el seguidor más radical era mi primo que por aquella época deberia tener 3 o 4 años y tenía auténtica obsesión de lo que él denominaba “cocuga nincha”, llegándose a plantear el hecho de volar incluso, la cual cosa obligó a mi tia a esconderle todas las cosas relacionadas con las tortugas, incluidos los muñecos de bandai que aprovechava para jugar cada vez que iba a su casa… sniff…

  2. 07/08/2007 en 15:49

    Y la banda sonora? que me dices de la banda sonora?jajaja por dios…que acabo de comer! jajajajajbesos!

  3. 3 kar
    07/08/2007 en 18:25

    pues ojito al dato, este mediodía estaba comiendo en un bar y de refilón he visto lo que parecía ser el anuncio del inminente estreno de ¡otro largometraje de las dichosas tortugas! esta vez de animación… juro que cuando he escrito esta entrada no sabía nada al respecto…

  4. 4 Lae
    08/08/2007 en 10:25

    Pues sí. Como parece que todo lo anterior vuelve a la actualidad, no podían faltar las “cocugas nincha” y, la verdad, me parece que no viene nada a cuento hacer otra peli de las tortugas estas. Es como si ahora les diera por hacer una peli de los Power Rangers. Supongo que como han tocado el tema Transformers y son más o menos de la misma época que las cocugas…

  5. 08/08/2007 en 15:32

    Si la he visto no me acuerdo y si escuché la banda sonora, me olvidé.Besos.

  6. 08/08/2007 en 16:10

    recuerso un articulo en el Pais donde un columnista indignado agradecia a las tortugas renacentistas el hecho de que su hijo hubiese aprendido a decir ‘de puta madre’, frase final del film.veo que te has puesto una cabecera! Lo de back in Black lo teníamos nosotros cuando renovamos el blog y le pusimos el fondo negro (aunque luego adoptamos nuestra exitosa frase ‘a priori’)

  7. 7 wen
    08/08/2007 en 18:26

    Yo creo que alguna vez las ví de pequeña, pero no lo recuerdo mucho, supongo que no me entusiasmaría. Y no recuerdo tampoco la música ni nada… en fin. Comentario vacío totalmente XD.

  8. 08/08/2007 en 20:14

    Vamos si me acuerdo!!!Mi hermano quería las 4 tortugas y yo (con poquitos años) tuve que ir a la Gran Vía solita a buscar la puiiiiiiiiiiip tortuguita para que el nene estuviera contento…

  9. 08/08/2007 en 20:59

    Que grandes las tortugas, en su super zeppelin … inolvidables … Kar, gracias por este blog que me alegra las tristes mañanas

  10. 09/08/2007 en 00:44

    lorenzombie, no recordaba el “mítico” final de la película… en fin, sin necesidad de rasgarse las vestiduras, un poco penoso sí que essaludos a tod@s

  11. 09/08/2007 en 16:37

    Siempre pasa que, cuando miramos algo que cuando éramos niños nos gustaba ahora decimos ¿y.. esto miraba yo?Pero a que fuiste feliz de niño viéndolos???Bsss. Muy bueno el post me hizo pensar en qué era lo que yo miraba.Y era Meteoro, me fscinaba y ahora me digo ¿queeee?


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


agosto 2007
L M X J V S D
« Jul   Sep »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

Sígueme en Twitter

Categorías


A %d blogueros les gusta esto: